Inicio


Catálogo

Sitio

 

Política de la Seguridad de los Niños

 

La Biblioteca Pública de Denver se compromete a garantizar un ambiente seguro y acogedor para las familias y los niños. Para hacer que la Biblioteca sea un lugar agradable y para fomentar el amor por los libros y la lectura en los niños y su deseo de aprender, proporcionamos áreas específicamente para los niños y también programas y servicios dedicados a los niños. Esperamos que usted ayude a que sus hijos usen bien la Biblioteca y que los ayude a escoger libros y materiales, usar las computadoras o asistir a los programas. Juntos podemos darles una experiencia divertida y positiva al visitar la Biblioteca Pública de Denver.

Acceso a las secciones para los niños

La sección de la Biblioteca para los niños ha sido diseñada específicamente para servir las necesidades de los clientes jóvenes. A cualquier adulto en la sección para los niños que no esté utilizando los materiales infantiles ni utilizando el área de acuerdo con su uso especificado se le pedirá que use otras áreas de la Biblioteca. El personal tiene como prioridad principal, la seguridad de los niños. Los adultos que tengan a su cargo los niños son los únicos adultos con el permiso de usar los baños ubicados en las secciones para los niños.

Las expectativas y responsabilidades de los padres

Ya que la Biblioteca es un lugar público, la seguridad de los niños no puede ser garantizada. Los niños pueden encontrarse con peligros tales como las escaleras, los ascensores, las puertas, el equipo eléctrico, u otros usuarios de la Biblioteca. La conducta, la seguridad y la supervisión de los niños mientras se encuentren en la propiedad de la Biblioteca son la responsabilidad de los padres, tutores o cuidadores. Es la responsabilidad de los padres, tutores o cuidadores determinar qué clase de supervisión es necesaria para sus hijos y proveerla de manera consecuente. Aunque nuestro personal valora la seguridad de los niños, solo los padres, tutores o cuidadores pueden proveer la supervisión adecuada para los niños. La supervisión adecuada de los niños proporcionada por los padres, tutores y cuidadores ayudará al personal de la Biblioteca a crear un ambiente agradable y seguro para los usuarios de la Biblioteca de todas las edades.

El papel del personal

Los empleados de la Biblioteca ejercen muchas funciones y no pueden supervisar a los niños dentro de la Biblioteca ni cuando salen del edificio. Sin embargo, si un empleado de la Biblioteca se da cuenta que un niño no posee la capacidad o la madurez adecuada para estar en la propiedad de la Biblioteca sin supervisión, el empleado puede tomar medidas para remediar la situación y luego notificará a la administración de la Biblioteca de dichas medidas y de cualquier acción consecuente.

Para asegurar que todos tengan experiencias positivas en la Biblioteca, si un niño parece no poseer la capacidad o la madurez adecuada para estar en el local sin supervisión:

a. El personal tratará de consolar al niño si el niño está enfermo, con hambre o si parece estar alterado. El personal hará el esfuerzo de localizar a uno de los padres, el tutor o cuidador en la Biblioteca y le expresará la preocupación de la Biblioteca por la seguridad del niño y explicará la postura de la Biblioteca en cuanto a la seguridad de los niños. Si el personal no localiza al padre, tutor o cuidador en la Biblioteca, hará el esfuerzo de comunicarse con el padre, tutor o cuidador para que recojan al niño. El personal expresará su preocupación por la seguridad del niño y explicará la Política de la Seguridad de los Niños. Si el padre, tutor, o cuidador no puede ser localizado dentro de un período de tiempo razonable, el personal se comunicará con el Departamento de Policía de Denver. El Departamento de Policía de Denver asumirá la responsabilidad del niño a partir de ese momento. El personal de la Biblioteca avisará al Departamento de Seguridad de la Biblioteca que el Departamento de Policía de Denver ya ha sido notificado.

b. El personal alentará a cualquier niño a que se comunique con uno de sus padres, su tutor, o cuidador antes de la hora de cierre de la Biblioteca. Si la Biblioteca no logra comunicarse con uno de los padres, el tutor o el cuidador dentro de un período de tiempo razonable antes de la hora de cierre, el personal de la Biblioteca llamará al Departamento de Policía de Denver para que recoja al niño. El personal avisará al personal del Departamento de Seguridad de la Biblioteca que ya ha llamado a la Policía de Denver. Se cumplirán estas mismas medidas en los casos de cierres por emergencias. Dos empleados de la Biblioteca se quedarán con el niño hasta que uno de los padres, el tutor, el cuidador o la policía llegue para recogerlo. Una vez que el niño se encuentre bajo la protección del Departamento de Policía de Denver, se fijará un letrero en la(s) entrada(s) de la Biblioteca con la siguiente información: “Niño sin compañía de un adulto se encuentra bajo el cuidado del Departamento de Policía de Denver.” No se publicará el nombre de ningún niño, padre, tutor o cuidador en el letrero.

c. El personal de la Biblioteca no transportará a ningún niño de la Biblioteca a otro sitio.

Aplicación de la Política de la Seguridad de los Niños

La aplicación de esta Política de la Seguridad de los Niños será realizada en una manera justa y razonable.

Política de la Seguridad de los Niños
Adoptado por la Comisión de Biblioteca Pública de Denver el 18 de junio de 2009